Los hay que se van de vacaciones de Semana Santa y los que, aprovechando que nadie trabaja en Madrid, hacemos fotos.

Esta última semana (aunque si soy honesta debería decir los últimos meses) me he sentido muy inspirada y con ganas de crear todo el rato. Se podría decir que estoy disfrutando y sacándole el máximo provecho a esta ola de creatividad que me inunda desde hace un tiempo.

Así pues, de entre las cosas que he hecho esta semana, destacan las fotos para Offset Collage de su nueva colección Primavera-Verano. De un tiempo a esta parte venía haciendo sólo bodegones pero esta vez eran con modelo y no me puede gustar más el resultado.

 

 

También, aprovechando la maravillosa casa de mi amiga Wanda, he hecho fotos de las joyas de mi amiga Lula. Y qué decir: También me encantan.

 

 

( Sí, el sombrero ha sido claro protagonista de ambas sesiones pero es que es tan bonito que como para no sacarlo todo el rato)

Y como tiene que haber tiempo para todo, también ha habido fotos más personales. De las que me gustan a mí y son para mí.

Tengo la suerte de tener la mejor hermana que me posa siempre de maravilla y sin la que, con seguridad, no hubiera llegado hasta donde estoy hoy como fotógrafa. Es mi musa.

Y si se viste de rosa, más aún.