Si tuviera que definir en una sola palabra cómo ha sido mi última semana, esa sería maravillosa.

Además de mi trabajo habitual para Bourguignon Floristas, los últimos meses hemos estado preparando un evento de presentación para dar a conocer la colección de ramos de novia de esta temporada. El gran día por fin llegó y el acontecimiento tuvo lugar el pasado martes en Navascués, un atelier espectacular en el centro de Madrid.

Mi misión era hacer las fotos del making of ,tanto de los ramos como de la decoración floral, además de gestionar las redes sociales de Bourguignon durante el evento. Y me lo pasé como una enana.

Nunca antes me había atrevido a hacer fotos a novias y oye, es lo más. Siempre me ha dado mucho respeto el mundo de la fotografía de bodas y creo que la presión a fallar y no captar el momento justo me hacía tenerle miedo. Ya ves tú qué tontería.

Creo que, precisamente por ver que no pasaba nada malo, disfruté muchísimo de la experiencia y me lo pasé genial haciendo fotos.

Además, era tal la belleza de todo que era difícil que no saliera alguna foto bonita.

 

 

Y como si el subidón no hubiera sido suficiente, la marca de ropa Brava Fabrics con la que llevo colaborando unos años, me pidió que hiciera algunos bodegones y fotos de los productos de su nueva colección para sus redes sociales. Éstas son algunas de mis fotos favoritas 🙂

 

 

Por último, y no por ello menos importante, también (y como cada mes), hice nuevos bodegones de las camisetas de Offset Collage.

 

 

Como os decía, una semana de 10 muy #ilovemyjob.